domingo, 25 de octubre de 2015

TAXI LIBRE, PERO OCUPADA


TAXI LIBRE, PERO OCUPADA


Tú no sabes lo que es volver a casa. Salir del ruido y que
sólo suene música en la que señalábamos cuántos hijos
tendríamos.
Qué vas a saber tú de caminar con el corazón en forma de
tacones. En la mano. Bajo la lluvia.
Tú que vas a saber de calar si siempre desapareces a los doces
golpes de semen contra mi pecho. Si te lavas las manos tras
la tormenta. Ignorante.
Tú no sabes lo que es volver a casa. Buscar un punto de
apoyo sin recordar tu polla. Verlo todo en negro porque se
corren los ojos antes que yo.
Y dormir entre taquicardias. Como si el amor llamase a mi
puerta para embargarme tu recuerdo. Contar pesadillas.
Dormida.
Y despertarme.
Buscar entre aspirinas el remedio para curarme todas estas
rozaduras que me ha dejado tu piel.
Y anestesiarme.
Marcar tu número de teléfono y aparecer en tu puerta.
Porque tú no sabes lo que es volver a casa.
Y yo, sólo, aprendo a dormir en la tuya.


Irene X- España
De el poemario "El sexo de la risa". Editorial Origami, 1º edición 2013. Cubierta: Julia D. Velázquez. Ilustraciones: Albert Solóviev.


___________________________________________

No la verás en las listas de más vendidos de grandes periódicos. No encontrarás entrevistas, ni reseñas, ni artículos sobre su obra en los suplementos literarios del país. No escucharás su enigmático nombre citado por otros jóvenes poetas, ni tampoco sus versos sobre sexo, juventud, o ternura, recitados en las tertulias y en los bares donde supuestamente germinan las voces del futuro.
Pero nada de eso le hace falta, porque con toda su humildad y su talento despreocupado, ella ya ha conseguido lo que tanto le cuesta a los nuevos escritores: llegar con la poesía a la calle y enamorar a las personas. Nombre: Irene X. Edad: 24. Profesión: estrella del pop literaria. Éxito: pegar la patada al mundo editorial que todos conocemos. Historia: un cuento de hadas generacional e inspirador.
Del blog al papel
En 2013, Irene X llegó a las librerías de toda España con ‘El sexo de la risa’ (Editorial Origami), un libro que los que habitualmente se pasean curiosos por las secciones de poesía posiblemente cotillearan con alucinación y rechazo a partes iguales. Alucinación, por el extenso volumen que se encontraban delante, de una extensión y peso poco habitual en las novedades de este género. Rechazo, porque en las solapas se podría descubrir a una autora de la que jamás habían escuchado hablar, joven, guapa, aparentemente exitosa en las redes sociales y con un estilo naíf pero desgarrador.
Para el lector de poesía habitual, el libro podría parecer el de "otra bloguera que quiere triunfar", y es probable que el ejemplar permaneciera intacto en la sección de poesía de las librerías, aparentemente ajeno al interés de nadie.

Sin embargo, lo que a ese lector no se le pasó por la cabeza es que más allá de aquellas polvorientas y ordenadas estanterías, había todo un mundo por descubrir, y que las palabras de la desconocida y temida Irene X estaban reimprimiéndose por segunda vez en muy pocos meses. En realidad, el principal punto de venta de Irene X era Internet; no la librería.
Con más de 24.000 seguidores en Twitter, y con un séquito de fieles lectores adolescentes, la poeta y bloguera más leída de nuestro país continuó llegando a todos los rincones de España hasta hoy mismo, día en que la cuarta edición de El sexo de la risa, con 4.000 ejemplares ya colocados, está a pocas horas de salir a la venta.
Una patada al mundo editorial
El tránsito del blog al papel resultó más prometedor de lo que se esperaba. El éxito de su poesía no precisó de prensa o prescriptores, sino simplemente de vitalidad y sencillez.
El editor y fundador de Origami, Antonio Huerta, reconoce la sorpresa que significó para él de toda esta repercusión. Origami es una editorial independiente con sede en Jerez de la Frontera que lleva pocos años editando libros. Huerta cuenta que fue la propia Irene X la que se interesó en publicar en Origami, ya que conocía bien su catálogo. Juntos trabajaron un volumen de poemas nuevos o publicados previamente en el exitoso blog de ella. Con una portada sugerente y un título preparado para levantar polémicas, la primera edición no tardó en agotarse y la aceptación en las redes sociales fue tremenda.
“Mandé ejemplares del libro a revistas, y también a El País y a El Mundo y en ningún lado se interesaron. Sin embargo las presentaciones son multitudinarias y en Facebook o Twitter lectores jóvenes e incluso adolescentes no dejan de subir citas, fotos y comentarios buenísimos. Creo que todo esto se debe a que su poesía es muy tierna y atractiva, y a que la autora es simpática. Responde a todos los correos que le envían sus fans. Es una tía de puta madre”, concluye Huerta.
El triunfo del ego es el triunfo de la poesía
Irene X
Nos quejamos de que no hay lectores jóvenes. Nos quejamos de que el género poético no interesa, y sin embargo nos equivocamos. Es posible que el lector habitual de poesía se sienta un poco mareado ante la nueva hornada de nombres, y también es posible que nosotros mismos nos equivoquemos al tratar de etiquetar como poético a algo que evidentemente va más allá.
Dice el que reputado escritor Kenneth Goldsmith que “algo está pasando en la poesía”. Algo que no entendemos y que tiene un carácter puramente generacional. Y ahí están proyectos como Poetry Will Be Made By All, que pretende reunir a más de mil poetas jóvenes de todo el mundo, movimientos como el de 89plus o antologías como YOLO Pages.
La poesía de Irene X puede gustar más o menos. Puede parecer más infantil, más obvia, más efímera... Qué importa. Lo que sí sabemos es que ha conseguido reclutar a muchos lectores de veintitantos años que de otra manera jamás se habrían acercado al género. Y eso ya es un éxito. Una victoria para todos.


Reseña escrita por Luna Miguel


Fuentes de Documentación